Comentarios

  1. Efectivamente, nos hacemos ilusiones por admirar a una persona con “clase, adinerada” y por otro lado no ponemos atención en las valores y calidad humana de los que se consideran con menos oportunidades.Mucho de ello está apoyado en los anuncios, películas, medios de información.
    Hay que fomentar la promoción de valores.

Los comentarios están cerrados.